Home » Restaura tu Vida al Renovar tu Mente by José Álvarez
Restaura tu Vida al Renovar tu Mente José Álvarez

Restaura tu Vida al Renovar tu Mente

José Álvarez

Published February 23rd 2013
ISBN :
Kindle Edition
77 pages
Enter the sum

 About the Book 

iHola! Le habla José Rafael Álvarez. Dios me ha dado el privilegio de tener una hermosa familia y de pastorear la Iglesia Restauración en Cristo. He escrito varios libros, pero en el 2012 escribí un libro que para mí tiene un significado muyMore   iHola!  Le habla José  Rafael Álvarez. Dios me ha dado el privilegio de tener una hermosa familia y de pastorear la Iglesia Restauración en Cristo. He escrito varios libros, pero en el 2012 escribí un libro que para mí tiene un significado muy  especial. No puedo dejar pasar por alto  compartir con otras personas lo que me motivó a escribirlo. Lo titulé Restaura tu Vida al Renovar tu Mente. Realmente el mismo responde a mi paso por la vida en relación a los pensamientos que marcaron mi forma de pensar, y cómo al descubrir que mi mente podía ser renovada, mi vida podía ser exitosa. Es para todos aquellos que al igual que yo, desean un cambio para vivir una vida a mayor plenitud.Por favor, bríndeme un minuto para que conozca un poco más de mí. Nací en un barrio del pueblo de Comerío en el 1939. En ese tiempo Puerto Rico atravesaba una crisis económica, social y política que se reflejaba en la pobreza de un pueblo. La década del 40 estaba muy lejos de los adelantos y progreso que encontramos hoy, especialmente en los barrios. La situación paupérrima que vivía la Isla, tal vez, influyó positivamente para yo ir tras nuevos horizontes. Nunca conocí a mi padre, y mi madre, emigró a los Estados Unidos, para buscar de acuerdo a ella un mejor porvenir. Fui criado por mi abuela en una casa donde también había otros niños. Viví con mis primos y mi abuela en medio de múltiples vicisitudes. A pesar de las circunstancias adversas, mi abuela desarrolló en mí el amor por la escuela y los estudios. Con la ayuda de aquella viejecita, finalicé la escuela superior con honores. Inmediatamente entré a la Universidad de Puerto Rico, recinto de Mayagüez a estudiar Ingeniería Química. Para estudiar tomaba una guagua desde Comerío a Bayamón, y otra, de Bayamón a Mayagüez. Era muy sacrificado, pero obtuve mi grado. Cuando me gradué de ingeniero, ya estaba casado, y con tres hijos. Posteriormente trabajé, como ingeniero, profesor, fotógrafo. También procreé mi cuarta hija. Mi esposa Juanita y yo trabajamos duro para criar a los cuatro hijos. Enfrentamos problemas económicos y no teníamos paz. Como cabeza del hogar me sentía frustrado, acomplejado, fracasado. También marqué a mis hijos porque no contaba con las herramientas correctas para manejar mi mente, mi vida, y mucho menos, a mi familia.Hace 37 años entregué mi vida al Señor. Entendía que ya todo había cambiado. Pero aún siendo cristiano había cosas que me paralizaban, y me sentía frustrado en algunas áreas. Como soy una persona autodidacta me mantengo estudiando. Aunque poseo un doctorado en divinidades, eso no era suficiente, ni siquiera lo es al día de hoy. Seguí estudiando y buscando revelación de Dios, hasta que pude ver que si mi mente era restaurada, mi vida cambiaría radicalmente. Hoy soy una persona diferente. Tengo paz. La relación con mi familia, mi forma de enfrentar la vida, mi labor como pastor de iglesia, no es la misma.Lo logré, no con mis fuerzas, sino con las de Él. Tengo más de 70 años y hago uso de la tecnología, tomo cursos online, viajo, veo el poder de Dios moverse cada día más en mi iglesia, tengo metas que escribo cada día hasta que se manifiesten, continúo escribiendo libros, me considero una persona exitosa. Sé que si hubiese sabido esto 40 años atrás, mi vida podría ser mejor.